Publicaciones ico-menu Prensa

Sal para deshielo

La sal es considerada la mejor y más fiable forma de deshielo. A lo largo de toda Europa, los responsables del mantenimiento de las redes viarias utilizan una variedad de sales y métodos de deshielo. Cada método asegura el mejor de los resultados para cada país. Se toma en cuenta las diferentes condiciones climáticas, densidades de tráfico, condiciones topográficas, disponibilidad de los recursos y presupuestos.

Cientos de miles de toneladas de sal para deshielo permitirán que el 90% de la red viaria quede despejada.

La Industria Salinera tiene disponibles cientos de miles de toneladas de sal de deshielo para afrontar el periodo invernal 2009 /10. La sal permitirá que las infraestructuras viarias queden libres de nieve y fluya normalmente la circulación de mercancías y el desplazamiento de personas. Los productores han incorporado modernos sistemas de gestión logística para poder disponer de ella, asegurando su disponibilidad dónde y cuándo sea necesaria.

Se prevé que este año el frio invernal traiga nevadas a la Península Ibérica, lo que hará necesario la utilización de las reservas de sal de deshielo. Se estima alcanzar una cobertura de más del 90% de la red viaria, lo que supone aproximadamente 143.000 Km. asfaltados (autopistas, carretas nacionales y provinciales).

En el periodo invernal 2008- 2009, que resultó excepcionalmente duro por la climatología, la utilización de la sal para deshielo permitió que más de un 80% de las infraestructuras viarias funcionaran normalmente. La economía de la Península Ibérica está basada, en gran parte, en el transporte por carretera que requiere redes viarias seguras y abiertas al tráfico durante todo el año.

Los ciudadanos, el transporte público, los vehículos de emergencia, las empresas y los transportistas deben tener la seguridad de poder desplazarse libremente por toda la red viaria en cualquier momento. Un efectivo control del hielo y la nieve durante los meses invernales es vital para el normal funcionamiento de la sociedad ya que ahorra tiempo y dinero y, lo más importante, salva vidas.

La sal es considerada la mejor y más fiable forma de deshielo. Previene o derrite el hielo y la nieve de forma eficiente, hay disponibilidad siempre y es accesible fácilmente. Es el agente de deshielo más económico, fácil de almacenar y de manipular, y su impacto medioambiental es mínimo cuando se utiliza y almacena adecuadamente.

El Instituto de la Sal (ISAL) es un organismo sin ánimo de lucro que representa al sector productor de sal en España y Portugal. ISAL está constituido por los dieciocho principales grupos productores. La industria salinera tiene una tradición milenaria y líder en exportación mundial.

La sal es básica para numerosos procesos industriales y la industria agroalimentaria. Es respetuosa con el medioambiente y sus diversas formas de extracción natural, en las salinas o las minas, representan un patrimonio cultural que forma parte de nuestra historia y que debemos proteger.

Descargar

Sal para deshielo

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

Más info     Acepto